0
Industrias Creativas

Tres castillos para visitar en Extremadura

Tres castillos para visitar en Extremadura

Tres castillos para visitar en Extremadura

Extremadura es una región tan amplia como rica en patrimonio, y que duda cabe que los castillos y fortificaciones que se erigen en este territorio son dignos de visitar y reseñar.

Nos remiten a un pasado lleno de historia, por ello podemos aprender muchísimo de ellos.
Hoy os invitamos a conocer tres de los castillos extremeños más impactantes de la mano de Arte en Ruinas, sin intención de hacer un ranking y sabiendo que se nos quedan cientos en el tintero (¡no os preocupéis, seguiremos hablando de ellos!). Sin más os dejamos con ellos.

1-Castillo de Puebla de Alcocer (Badajoz):

Tres castillos para visitar en Extremadura

Sus orígenes son hoy en día discutidos. Para algunos historiadores su construcción primigenia es musulmana y para otros, su fundación está vinculada con Gutierre de Sotomayor. De lo que no hay duda es que la construcción tiene distintas fases, la más antigua se remonta a los siglos XII y XIII y a ésta pertenecen sus imponentes muros perimetrales.
Impresiona por su sensación de mole inexpugnable, además su situación geográfica y entorno natural lo hacen una visita única. Más info aquí.

2 -Castillo de Trevejo (Cáceres):

Tres castillos para visitar en Extremadura

El edificio es el auténtico dueño y señor de la zona, encontrándose situado sobre un cerro rocoso que lo hace visible a muchos kilómetros de distancia. En su ascenso nos encontramos con la iglesia de San Juan Bautista, cuya zona exterior se ve salpicada de tumbas antropomórficas, y con el cementerio en la misma ladera del castillo.
La fortaleza original fue erigida de forma más primitiva en el siglo XII por los musulmanes, para más tarde, en el siglo XV, ser configurada como castillo. Pese a su magnificencia e importancia histórica, se encuentra actualmente en estado de ruina. Más info aquí.

3- Castillo de Magacela (Badajoz)

Tres castillos para visitar en Extremadura

El pueblo de Magacela vivió guarecido dentro de los muros del castillo hasta el siglo XV, cuando comenzó a extenderse por la falda de la sierra.

El castillo se estructuraba en tres recintos (exterior, intermedio y exterior), de los que poco queda, así que debemos hacer un esfuerzo e intentar recomponer mentalmente la antigua forma de la fortaleza. La edificación se adapta al terreno irregular de la sierra y poseé las características propias de los edificios fortificados de su época, donde llaman la atención sus aljibes y su torre del homenaje.
Magacela da para mucho más que esto, por lo que es de obligada visita. Y no olvidéis visitar su dolmen, sus pinturas rupestres y por supuesto conocer la arquitectura popular de sus escarpadas calles. Más info aquí.

Acerca del autor

Wazo Magazine es la revista colaborativa gratuita de Wazo Coop. Se trata de una publicación social que da acceso a personas voluntarias que contribuyen a su realización aportando artículos relacionados con proyectos de industrias creativas e innovación social.

También podría gustarte

0 0 vota
Article Rating
Suscribirse
Notificación de
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios

Pin It on Pinterest

0
Nos gustaría saber lo que piensas, por favor comentax
()
x