0
Industrias Creativas

El Sistema Greece: A cantar y a… ¡escuchar!

El Sistema Greece: A cantar y a... ¡escuchar!

El Sistema Greece:  A cantar y a… ¡escuchar!

El Sistema Greece empezó sus actividades el pasado Noviembre. Como cualquier proyecto que arranca desde cero, fue todo un desafío para las personas involucradas. En particular, fue un gran esfuerzo para los profesores, quienes se encontraban con niños de edades diferentes, de nacionalidades e idiomas distintos, con historias muy diversas – aunque parecidas.

Trabajar con niños que han tenido que dejar sus hogares, quizás porque había guerra o sequía y luego viajar por quien sabe cuánto tiempo y al fin llegar a un país en donde se les deja por meses en un campo… es seguramente muy difícil. Pero nuestros profesores han trabajando duro día tras día, experimentando técnicas de enseñanza y de liderazgo, experimentando nuevas maneras de enfrentar las clases, descubriendo juegos y palabras nuevas, tratando – en fin – de animar, estimular, hacer reír a sus alumnos. Y descubriendo, poco a poco, que ellos mismos, los profesores, ¡estaban aprendiendo cosas nuevas de este trabajo tan diferente de todo lo que habían hecho antes!

El Sistema Greece: A cantar y a... ¡escuchar!

Las clases de canto de El Sistema Grecia se concentran sobre todo en ensenar a los niños cómo se comparte tiempo y espacio con otras personas, cómo se aprende a comunicar y cómo se aprende a cantar y a… ¡escuchar!

Escuchar es fundamental, no solamente para aprender la música, sino que para aprender a vivir con los demás, sea en un campo de refugiados, en una ciudad Siria o en una ciudad Griega. Enseñarles a estos niños a escuchar y a expresarse es nuestra manera de ayudarles a olvidar las dificultades de sus vidas pasadas y de darles una esperanza para el futuro.

Vine a Skaramagkas por primera vez al inicio de las clases y recuerdo haber pensado que, más que profesores de música, necesitábamos trabajadores sociales. Al volver hoy, después de 2 meses, he conseguido una situación completamente diferente. Hoy, El Sistema Greece tiene muchos más alumnos y la actividad fundamental de los profesores no es evitar que ellos se peleen o griten; ya los niños no llegan tarde, sino a la hora – y se ponen en fila delante de la puerta, esperando su turno para entrar. En fin: esto ya no es el caos en el cual empezamos a tocar canciones en Noviembre, sino que es una clase de música y los niños, de verdad, ¡han aprendido a escuchar!

Qué satisfacción tan grande: ¡sí, se puede! Con voluntad, perseverancia, con técnica, profesionalidad y con mucho cariño.. Se puede lograr que niños de nacionalidades diferentes compartan tiempo juntos, canten, bailen y sonrían, por lo menos una hora al día.

Estoy impresionada de haber visto hoy un chico, uno que recordaba por ser de los más traviesos del grupo, ayudar a la profesora a arreglar la mesa; escuchar sus preguntas, contar el tiempo de la música y cantar. ¡Qué felicidad ver un cambio tan grande!

El Sistema Greece: A cantar y a... ¡escuchar!

En este camino hacia la música Antigoni, Christophoros, Anna, Giannis and Nikos, Sofia, Stella, Christina and Panagiotis, nuestros profesores, han recorrido caminos diferentes para lograr atraer la atención de los niños. Ellos mismos vienen de historias personales muy diferentes y tienen edades y personalidades muy diferentes. Lo que los une y fortifica, clase tras clase, es la determinación en querer llevar sus alumnos adelante.

Nos ayudan también los voluntarios de Organization Earth, quienes como ángeles protectores, siempre están allí apoyándonos, preparando los espacios para las clases, yendo a buscar a los alumnos, informando las familias, manteniendo las relaciones con las autoridades y supervisando todas las actividades para que puedan realizarse sin problemas. Estos jóvenes son fundamentales en la vida del campo y para que los que viven allí no se sientan abandonados.

Por ejemplo, en Skaramagkas están activas 21 ONGs y cada una de ella ofrece servicios: trabajan en primeros auxilios, vacunan a los niños, cuidan a los enfermos; reparten ropa y juguetes, dan clases de griego e inglés. Cada uno de ellos trata de construir un pedacito de futuro para los migrantes que se encuentran con la vida en “stand by” por años!

El trabajo de equipo es fundamental tanto en los campos de refugiados, en el  coro y la orquesta.

El Sistema Grecia, junto con sus partners, espera ofrecer a estos niños un buen ejemplo, para que algún dia ellos puedan ser ciudadanos europeos dispuestos a compartir trabajo y futuro con sus semejantes.

Elisa Sologni

Acerca del autor

El Sistema Greece

El Sistema Greece is a community music project that provides free music education to children and young people in Greece. All children—no matter their origin, nationality, or religion—are not only inspired to strive for a better future, but thanks to music, they are given a platform for dialogue and togetherness across diverse communities.

También podría gustarte

0 0 vota
Article Rating
Suscribirse
Notificación de
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comentarios
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios

Pin It on Pinterest

0
Nos gustaría saber lo que piensas, por favor comentax
()
x