Cáceres, 30 años como Patrimonio de la Humanidad

Se acerca la fecha de un aniversario, por el que la ciudad ha pasado a ser conocida en todo el mundo, y que ha revolucionado en gran medida su desarrollo. Se trata, todos lo sabemos, de la declaración de Cáceres Patrimonio de la Humanidad, acaecida con regocijo en 1986.

Año19862014
Turistas o visitantes en Cáceres196.452622.056

Fue de las primeras en conseguir tal distinción, en un listado de ciudades que supera el centenar en todo el mundo, aunque este honor hoy sería difícil de conseguir pues se han endurecido las condiciones, y el enfoque desde la UNESCO es otro.

La declaración define a Cáceres como la ciudad “vieja”, y quizás ese adjetivo ha condicionado el modo de ver y actuar, en un entorno protegido con mimo y cuidados, para garantizar su longevidad.

Cuando un visitante viene a Cáceres, la primera experiencia es un recorrido, un paseo, en el que la ciudad amurallada va mostrando su carácter tranquilo, su aspecto sosegado, dejando sensaciones muy apreciadas por el turista. El camino transita los ejes principales de la ciudad histórica, empezando por la plaza mayor, y atravesando otros foros menores, en los que se muestran iglesias y palacios en torno a los siglos XV y XVI principalmente.

Las torres, las portadas, los escudos, los balcones, los paramentos de mampostería trasladan al viajero, al turista, a épocas pasadas, introduciéndole en un escenario donde la mente se recrea. Cáceres es una puerta al pasado.

Ahora bien, qué se ha hecho en la ciudad histórica para preservarla, para mejorarla, para engrandecer su uso y disfrute en estas tres décadas. Analizamos a continuación brevemente estos aspectos.

Entre los aspectos positivos, habría que hablar de la mejora de las infraestructuras hoteleras que acogen al turista, la eliminación del tráfico rodado en gran parte, y la mejora de señalética e iluminación; también la conservación de un empedrado tradicional combinado con un nuevo pavimento en la plaza mayor que ha sido un éxito, así como la restauración de algunos inmuebles. En ello ha tenido importancia la labor de la Oficina de Rehabilitación, creada en 1994, aunque se ha echado en falta la existencia de un organismo gestor, carencia reparada últimamente con el Consorcio Cáceres Ciudad Histórica.

Entre los aspectos negativos, la despoblación, que persiste, acentuando el aspecto de ciudad fantasma, objeto a conservar, más que de ciudad donde vivir. Es una zona institucionalizada donde hay sedes administrativas, varios museos, un archivo, una filmoteca, una sede bancaria, una escuela de restauración, algunos bares y restaurantes, pero donde faltan vecinos y negocios, quizás porque se ha apostado por un modelo donde la propia ciudad antigua es un museo que no puede evolucionar, corriendo el peligro de convertirse en una ciudad sin pulso, como puede comprobarse a determinadas horas del día y de la noche.

Sin duda, es una zona ensimismada, pero que ha sido casualmente salvada de problemas de delincuencia, y por ello los propios cacereños gustan de esa quietud que proyecta su parte antigua, donde uno puede oír el resonar de sus propios pasos, y deleitarse admirando perspectivas metafísicas, silentes.

Creo que es una pena la oportunidad desaprovechada para haber convertido ese centro histórico en un centro universitario, rehabilitando edificios, e implantando algunas facultades en esa zona, céntrica y accesible para casi todos. Quizás habría que replantearse traer aquí alguna facultad o recobrar la presencia de residencias de estudiantes en este entorno, e implantar sedes deportivas y de ocio.

Afortunadamente la celebración del festival de teatro clásico, de visitas teatralizadas, del mercado medieval, del WOMAD, hacen que retumbe con fuerza la voz, la pasión, el entusiasmo, la alegría de un/a Cáceres que para continuar siendo Patrimonio de la Humanidad necesita, como este nombre indica, de sus gentes.

ETIQUETADO EN:


8 comentarios “Cáceres, 30 años como Patrimonio de la Humanidad”

  1. Estoy muy de acuerdo con lo de trasladar las universidades al casco antiguo. Cáceres dispone de un campus envidiable, pero le falta algo, no sé lo que es, pero está muy poco activo. Si en su momento se hubiesen fijado las facultades en la parte antigua hubiésemos matado dos pájaros de un tiro. Un centro histórico más vivo y una universidad parte de la vida de Cáceres

    Catovi / Responder
  2. ¿Estaremos matando a Cáceres entre todos?

    Jorge / Responder
    • No sé Jorge, la verdad es que Cáceres necesita un cambio, y confío en que si todos contribuimos a éste el futuro será mejor. Con una cultura en el lugar en el que se merece.

      Marisa LP / (in reply to Jorge) Responder
  3. Muchas gracias por vuestros comentarios. El debate está abierto. Si tenéis alguna otra idea, bienvenida. La ciudad la hacemos entre todos, si bien no todos somos responsables de determinadas actuaciones o dejaciones 😉

    EL AUTOR / Responder
  4. Muy interesante el artículo

    Josefina V.R. / Responder
  5. Enhorabuena por el artículo José Manuel, eres un auténtico profesional

    Luisja / Responder
  6. La verdad es que Cáceres es una ciudad preciosa

    Paprika / Responder

Deja un comentario

Su direccion de email no sera publicada

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.